Para eliminar los puntos negros y el acné te revelaremos una mascarilla natural que verdaderamente los fulmina, y así podrás lograr un cutis que sea se vea simplemente más que radiante y lleno de vida.

INGREDIENTES:

Harina, aceite de almendra, cúrcuma y leche. Además conviene que tengas a mano una taza y una cuchara para su elaboración.

PREPARACIÓN:

Vierte 1 cucharada de cúrcuma y dos de harina en la taza, riégalo con una cucharada de aceite de almendra y remueve mientras le añades la leche continuadamente. Sigue removiendo y añadiendo leche hasta que la solución parezca cremosa.

Es tan fácil de usar, que lo único que tienes que hacer es lo siguiente, lávate la cara con agua tibia y una vez que el rostro esté seco, úntatelo con la mascarilla, comprobando que queda bien cubierto. Deja actuar la mascarilla durante unos 20 o 25 minutos, lávate otra vez la cara, con loción si es necesario.

Trata de usarla una vez por semana, así verás tu rostro más limpio y te verás muchísimo más guapa de un modo totalmente natural.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.